– Material: además de la App, vas a necesitar:

– Distribución: Independientemente del auto-test que hagas, intenta distribuir sus pruebas en días consecutivos o, al menos, próximos en el tiempo. Para que los resultados no se vean alterados por la fatiga, cada día de auto-test se hacen sólo 3 pruebas (o 4 en el caso de hacer el auto-test de control en 1 solo día). La duración de las mismas difícilmente supera los 60´, contando el calentamiento.

– Tipos de agarre: Todas las pruebas de los auto-test se hacen mediante suspensiones a 2 manos en una regleta, usando todos los dedos salvo el pulgar, es decir, empleando el semiarqueo o la semiextensión. Evita el agarre en arqueo, ya que algunas de estas pruebas se realizan a altas intensidades y podría ser un factor de riesgo para una lesión.

– Actividades paralelas: Al acabar cada día de auto-test (salvo el último), te recomendamos no realizar ninguna actividad que solicite más tus dedos. Esto evitará que acumules fatiga adicional y la alteración consecuente de los resultados de las pruebas del día siguiente. Por tanto, esos días no hagas más ejercicios en tabla, ni tampoco campus o escalada en general. Sí podrás hacer ejercicios de movilidad, flexibilidad o estabilidad articular, ya que éstos no generan interferencia a nivel local.

Links

Cómo compatibilizar los auto-test con los entrenamientos

Los fundamentos científicos de los auto-test